mecánicos coche

Cómo escoger a tu mecánico de confianza

Muchos usuarios se quejan de que, cuando van a un taller mecánico, acaban cobrándoles por encima del presupuesto inicial o tardando más tiempo del pronosticado para repararles el problema del coche. Por ello, te ofrecemos una serie de consejos que debes tener en cuenta para evitar que salgas descontento del taller y conseguir que mimen tu coche como merece y a un precio competitivo.

Consejos básicos

1. En primer lugar, busca la chapa acreditativa del taller. Todos deben tener un cartel (normalmente, en chapa) que avisa del tipo de reparaciones que se realizan. No todos los talleres pueden dedicarse a la mecánica y con esta placa identificativa puedes descartar a los que no tienen licencia para ello.

2. Echa un vistazo a las instalaciones y comprueba qué tipo de empleados tiene el taller, la maquinaria que utiliza, la antigüedad de las herramientas, el tipo de pinturas… La imagen no lo es todo, pero un empleado que no cuida los materiales que tiene tampoco va a cuidar de tu coche.

3. Comprueba hasta qué punto el mecánico insiste en cambiar una pieza. Muchas veces, no queda otra que realizar el cambio; pero, en otras ocasiones, una reparación de la pieza ahorra mucho dinero y permite que el coche siga circulando sin problemas. Si insiste mucho en el cambio, es obvio que lo hace para sacar un beneficio mayor a costa de tu bolsillo. Pide presupuestos, para evitar gastos desorbitados; y exige que te devuelvan la pieza retirada, ya que, en muchos casos, el taller se queda con ella y la coloca en otro vehículo compatible, por lo que hace un doble negocio.

Una mirada experta

4. Por supuesto, lo más importante es que arreglen convenientemente tu coche. Si el profesional te repara bien el problema, lo hace a un precio adecuado y el vehículo no vuelve a reproducir ese problema, ese es tu mecánico de confianza. Y en la red de talleres Claxon encontrarás a muchos profesionales expertos que sabrán ver la necesidad de tu coche, adaptarse a tus posibilidades económicas y realizar su labor con eficiencia, rigor, claridad y profesionalidad.

5. Los repuestos oficiales suelen ser más caros que los de las marcas alternativas y no siempre ofrecen un valor añadido. Obviamente, en cuestiones como la correa de distribución, las partes del motor o la caja de cambios, es mejor ir a lo seguro y apostar por el recambio de la marca oficial. Pero en un taller de confianza sabrán cuándo puedes optar por el repuesto no oficial, lo que supondrá ahorrar dinero para ti, sin merma en la calidad y eficiencia de tu vehículo.

6. La segunda opinión es importante y, si es la primera vez que acudes a un taller mecánico, pide varios presupuestos y elige el que más te convenga. No siempre el más barato es el mejor, pero aprecia el trato humano, comprueba el grado de atención que te dispensan y fíjate en si intentan marearte con tecnicismos y plazos no cerrados o son claros en el precio y las condiciones. Todo ello cuenta.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *